El intento de golpe en Venezuela 2002 y su similar frustración en Nicaragua

Dick y Miriam Emanuelsson

¿Qué ganaría el gobierno sandinista y el presidente Daniel Ortega con ejecutar una acción tan bestial como erradicar toda una familia? La respuesta a esa pregunta es fácil de responder: porque la oposición tendría todo para ganar, desde el punto de vista terrorista de los golpistas, y así acelerar el aislamiento nacional e internacional del gobierno sandinista.

Un caso paralelo es el preludio del golpe de Estado en contra el presidente Hugo Chávez en Venezuela, el 11 de abril de 2002. Fue acusado de masacrar a la marcha opositora. Los medios de comunicación nacional e internacional fueron, como el caso de Nicaragua totalmente serviles para presentar a Chávez como el cruel asesino que masacraba a los manifestantes desarmados y pacíficos. Fue cuando un equipo de documentalistas irlandeses al año siguiente logró desenmascarar el montaje de los francotiradores que eran de la policía metropolitana, controlada por la oposición de Caracas.

Con el gobierno sandinista ha pasado igual, aunque todos los montajes como el “Día de la Madre”, “La Marcha de las Flores”, etcétera han sido revelados y desenmascarados últimamente por el excelente equipo de colegas nicaragüenses llamado Juventud Presidente.

El más cruel Fakenews

Con el Fakenews de la quema de una familia de seis personas, en donde el más joven, un bebé de solo cuatro meses y que fue fotografiado muerto solo con sus pañales, pues cualquier ser humano se conmueve profundamente y comienzan las emociones contrarias a un gobierno que utiliza esos métodos para combatir una oposición que dice ser “autoconvocada y pacífica”.

La tragedia del año pasado fue utilizada hasta el extremo, creyendo que nadie descubriría el montaje. Por eso había que sacar a los sobrevivientes del país. Y ahí entró en escena el Cenidh, (Centro Nicaragüense de Derechos Humanos), un organismo ciegamente antisandinista. El funcionario de Cenidh, Gonzalo Carrión, llegó incluso antes que los bomberos al lugar por el incendio esa misma mañana y ahí, ante la prensa, declaró al gobierno y la policía como responsables del crimen.

“Cenidh tomó a las personas que están ahí, las secuestra y las lleva a un lugar con el fin de que nosotros no pudiéramos tener acceso a obtener la información veraz de lo que ocurría. Y no sólo eso, sino que les inculcaron qué es lo que tenían que decir.

“Nos comentaban las personas que sufrieron o que son víctimas de esto de que ellos tuvieron que escaparse para poder salir del lugar. Porque no les permitían salir. Y así como nosotros llegamos a ella, logramos sus declaraciones donde nos manifestaron realmente qué fue lo que ocurrió, donde reconocen que la policía jamás estuvo ahí”, subraya el comisionado Pérez.

Cenidh: “Asilo a cambio de una confesión”

Agrega el oficial: “La gente del Cenidh les había ofrecido a los sobrevivientes, que a cambio a su confesión, como ellos indicaban, serían beneficiados con visa o a EEUU o hacia Costa Rica. De manera que ellos en ningún momento, sobre todo, dijeron, pensaba más en su familia y no aceptaron su propuesta. Pero lo cierto es que se estableció objetivamente que la acción de los delincuentes estuvo orientada específicamente a ellos [para quemar la casa] y como un elemento de venganza por su no disposición [de apoyar al paro]. Que no existiera un policía en el lugar”.

– ¿La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) también ha llegado al fondo con todos estos elementos investigativos (la investigación elaborada en varios miles de folios)?

“Lógicamente no les gusta revisar los expedientes [del caso del barrio Carlos Marx]. Porque se encontrarían con estos fenómenos que contradicen lo que ellos dicen”, indica el Comisionado.

Los asesinos ya están libres

Los sindicados, detenidos y prófugos ya pueden sentirse tranquilos. El gobierno cumplió su parte ante los acuerdos firmados en el Diálogo que comenzó en el mes de marzo, año en curso.

Una parte de esos acuerdos es liberar a todos los que fueron detenidos, enjuiciados y condenados por sus crímenes, como el caso de la quema/matanza en el barrio Carlos Marx, el 16 de junio de 2018.

Ya andan libres, pero bajo la condición de no reincidir nuevamente en terrorismo. En el caso de la quema de la familia, fueron acusados por “asesinato agravado, incendio, terrorismo y otros delitos”.

¿Será justo que los asesinos materiales y sus cómplices en los medios de comunicación, las ONG u otros personajes que son los autores intelectuales anden como cualquier ciudadano en libertad en la calle?

Pues, no le toca a un reportero sueco o camarógrafa hondureña opinar -aunque tenemos opiniones-, sino al pueblo de Nicaragua, que ha sabido antes de la historia tomar las decisiones correctas.

El caso del barrio Carlos Marx nos enseña, sobre todo a los periodistas, que las emociones son importantes, pero que la elaboración de TODOS los elementos es necesaria para no ser utilizados como una “presa barata” al servicio del Plan del Imperio. Por algo estrenó John Bolton su frase sobre “La Troika de la Tiranía”.

LOS MUERTOS

1. Oscar Manuel Velásquez Pavón, 46 años
2. Maritza del Socorro López Muñoz, 46 años
3. Alfredo Manuel Velásquez López, 22 años
4. Mercedes de los Ángeles Raudez Álvarez, años
5. Daryeli Osmary Velásquez Raudez, 3 años
6. Matías Eliseo Velásquez Raudez, 4 meses
Tres (3) personas lesionadas:

1. Janeth del Socorro Velásquez López, 29 años
2. Francisco Javier Pavón, 30 años
3. Maribel de los Ángeles Velásquez López, 14 años
Personas prófugas en Costa Rica (con derecho de regresar ahora):
1. Rolando Leonel Briones Arévalo (alias cara de Gato).
2. Oscar José Giovanny Jaime.
3. David Enrique Vellorín y/o David Enrique Vellorín Mayorga (alias Chibolón).
4. Johnson Tonytyu Merlo Sevilla.
5. Shirley Mayerling Perez Castellón (alias La Colocha)
6. Alias Firulay.
7. Alias el Grillo.
8. Otros.

 

Lo que no informa CNN: Nicaragua construye hospitales, libera a golpistas y comunica al país

Así lucirá el nuevo Hospital de León.

Jorge Capelán

El martes la vicepresidenta Rosario Murillo informó que sobre la entrega de los terrenos para la construcción del nuevo hospital Oscar Danilo Rosales en la ciudad de León, que será el más grande del país. El hospital tendrá un área de 35 mil 685 metros, 461 camas y se construirá con una inversión de 105.8 millones de dólares.

El nuevo hospital contará con especialidades como cirugía, fisiatría, oftalmología, psiquiatría, neumología, maxilofacial, oncología y nefrología, entre otras. Además, se ofrecerán servicios de rehabilitación, quimioterapias, diálisis, hemodiálisis, tomografías, endoscopías, cuidados intensivos, trasplantes y exámenes con equipos de resonancia magnética nuclear.

No son promesas huecas. Entre 1990 y 2006, los gobiernos neoliberales por medio de los cuales las élites liberoconservadoras saquearon el país, solo se construyeron 4 hospitales mientras que la población casi se duplicó. Desde el año 2007 a la fecha, el Gobierno sandinista ya ha construido nada más ni nada menos que 16 hospitales modernos para la población.

Los golpistas ahora salen con una lista de 80 nuevos delincuentes que ellos dicen son presos políticos y alegan que por eso no se sientan a negociar con el Gobierno. Pero el Gobierno sandinista libera presos todo el tiempo. Ayer, justamente, se anunció que cerca de mil personas recluidas en los distintos establecimientos penitenciarios de Nicaragua pasarán al régimen de convivencia familiar con motivo de la celebración del Día del Padre, el 23 de junio.

Ya desde el tiempo de los Gobiernos de derecha todos los años se acostumbraba a liberar a un cierto número de personas condenadas a delitos menos graves. El Gobierno sandinista ha seguido la política, y desde 2016 (mucho antes de la violencia golpista) se comenzó a liberar a grupos mayores de personas con condenas de menos de cinco años por delitos no considerados de gravedad, aumentando el número de cambios a régimen de convivencia familiar en varios cientos de detenidos cada año. El pasado mes de diciembre se liberó a más de 1.000 prisioneros de esta forma, en abril de este año fueron al menos 636 reclusas.

“Esa es la definición que nuestra Ley Superior le da al sistema penitenciario, no tenemos un sistema represor, sino rehabilitador así lo expresa literalmente nuestra Carta Magna. En Nicaragua, el sistema penitenciario es humanitario y tiene como objetivo fundamental la transformación del interno para reintegrarlo a la sociedad”, explica el diputado Carlos Emilio López al brindar sus consideraciones sobre la medida humanitaria que ha venido implementando el Gobierno Sandinista.

En tanto, el Ministro del MTI, general en retiro Oscar Mojica, destacó que la nueva Carretera al Caribe nicaragüense inaugurada recientemente por el Gobierno sandinista, une al país de costa a costa y de océano a océano, lo que abre un campo infinito de posibilidades para la exportación e importación de productos y la comercialización lo que dinamiza la economía de Nicaragua.

Esta carretera, junto a la construcción del nuevo puerto de Bluefields, por primera vez en la historia permitirá conectar de manera ágil las costas del Pacífico y el Atlántico de modo que las mercancías puedan ser transportadas de un lugar a otro en tan solo 8 horas.

“Eso es un hito fundamental en el desarrollo económico y en las posibilidades de progreso de nuestro país y de las familias nicaragüenses, no solo del Caribe. El Caribe es el que se va a beneficiar más directamente de manera más dinámica, pero eso va a irradiar a todo el país”, destacó el ministro.

Ninguna de estas noticias es difundida por los grandes medios occidentales. Tampoco las encontrará en los primeros lugares de Google. Pero es la realidad de lo que está sucediendo hoy en Nicaragua.

Carretera Nueva Guinea-Bluefields, recién inaugurada.

PT-Brasil: exjuez Moro mintió ante el Senado

El Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil denunció este viernes que el exjuez y ministro de Justicia, Sérgio Moro, cometió el delito de perjurio en su testimonio del miércoles ante la Comisión de Constitución y Justicia (CCJ) del Senado.

En una nota firmada por la presidenta del PT, Gleisi Hoffmann, la organización política recuerda que en virtud de una cuestión de orden hecha por Humberto Costa, líder del partido en el Senado, “Moro renunció, en aquella ocasión, al derecho de quedarse callado”.

Precisa que la nueva información proporcionada por el sitio The Intercept, de Glenn Greenwald, periodista de sólida reputación mundial y ganador del Premio Pulitzer, demuestra que, además del perjurio, Moro y su equipo de fiscales “cometieron diversos ilícitos en su obsesiva persecución al mayor líder popular de nuestra historia (el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva)”.

En particular, señala el comunicado, “los nuevos diálogos, no desmentidos cabalmente por nadie, revelan, de forma definitiva, que Moro actuaba como jefe de la fuerza de tarea (de la operación anticorrupción Lava Jato), orientando y aconsejando a los fiscales”.

Realmente, recalca el comunicado, las revelaciones que hasta ahora surgieron demuestran que, en el caso de las acciones contra Lula, Moro y sus procuradores actuaron a espaldas de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, de la Constitución y Código de Proceso Penal de Brasil.

Subraya que “en vez de perseguir la verdad y combatir la corrupción, (Moro y compinches) buscaron su objetivo político mezquino y prefirieron acusar y condenar con base a mentiras e ilicitudes, corrompiendo nuestra democracia, justicia y traicionando la confianza del pueblo brasileño”.

Los chats divulgados demuestran el carácter político de Moro en su accionar como magistrado y ponen en jaque su imparcialidad en los procesos que llevaron a prisión a Lula, a quien condenó en 2017 por supuestos actos de corrupción.

Mientras tanto, el escándalo de conspiración contra el expresidente brasileño Lula da Silva sigue azotando al Gobierno de Jair Bolsonaro.

El actual ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, intentó defenderse ante un comité del Senado atento para escuchar las aclaraciones del exjuez de la trama conocida como Lava Jato, en la que está acusado de orientar a los fiscales de las investigaciones que culminaron en el encarcelamiento del exmandatario Luiz Inácio Lula da Silva.

Por su parte, el expresidente Lula da Silva no tardó en mostrar abiertamente su felicidad por las revelaciones del sitio web The Interceptque publicó documentos filtrados y mensajes de texto que supuestamente mostraban la parcialidad de Moro.

El partido de Lula ha aumentado su presión sobre Moro. Le sigue urgiendo a renunciar de su cargo ya que no lo considera apto para encabezar el Ministerio de Justicia.

Las revelaciones contra Moro son polémicas para el público brasileño. Primero porque, resultan ciertas, Lula da Silva fue encarcelado injustamente y su vida política fue destruida por no poder postularse como candidato a la Presidencia.

Segundo, Sería un escándalo para el Gobierno de Bolsonaro, por designar a una persona corrupta a la cabeza de un ministerio cuya responsabilidad es asegurar la Justicia.

La gran estafa de “Operación Libertad” y las ironías de la historia

José Toledo

En 1971, el escritor Clifford Irving (Richard Gere, estupendo) vendió la biografía de Howard Robard Hughes, Jr sin contar con el permiso. Por dicha biografía obtuvo un adelanto de un millón de dólares y sus efectos remecieron las bases de Washington tocando temas relacionados con el escándalo Watergate. Años después, el mismo empresario norteamericano Howard Robard Hughes, Jr., denunció a Irving siendo condenado a dos años de prisión de los cuales solo pagó diecisiete meses.

Howard Hughes denunció la monopolización de las licencias de vuelos transatlánticos concentradas en manos de la Pan American World Airways (Pan Am) aerolínea norteamericana quebrada en 1991 después de una larga y dramática historia de desastres registrados desde 1928 hasta 1988. El icono norteamericano de la aviación comercial de los años 20-30 fue derrocado su imperio por Howard Hughes y luego a fuerza de desastres se estrelló víctima de su propia miseria empresarial.

La ironía. El pasado 14 de junio, Orlando Avendaño, editor en jefe y columnista del medio informativo conservador, Panam Post, denuncia, bajo la venía de Washington y el servicio de inteligencia colombiana, la red de corrupción liderada por Juan Guaidó y sus tentáculos en Colombia: Kevin Javier Rojas Peñaloza, Rossana Edith Barrera Castillo, Luis Florido, Freedy Superlano, etc.

Howard Robard denunció la estafa de Irving por publicar su biografía sin permiso y el mismo personaje derrotó a Pan Am (aerolínea EEU) y es, anecdóticamente, Panam Post, la que denuncia la gran estafa del supuesto plan mesiánico anti-bolivariano “Operación Libertad” liderado por Washington y sus secuaces (OEA, Grupo de Lima y Prosur).

Según Panam Post: “Las alarmas se encendieron cuando, según me dijo un funcionario de la inteligencia colombiana, Barrera y Rojas empezaron a llevar una vida que no se correspondía con quienes eran `[…] Me entregaron todas las pruebas. Facturas que demuestran excesos y, varias, extrañísimas, de diferentes talonarios, firmadas el mismo día y con estilos de escritura idénticos. Casi todas sin sello. Gastos de más de 3 000 000 de pesos en hoteles colombianos y en discotecas, por noche. Unos mil dólares en bebida y comidas. Gastos de ropa en carísimas tiendas de Bogotá y en Cúcuta. Reportes de alquiler de vehículos y pagos en hoteles a sobreprecio. Plata que fluía. Mucha plata. Inteligencia colombiana fue la primera en precisar la anomalía. Nuevamente: en Cúcuta sucede algo”.

Los representantes del mafioso sistema conspirador liderado por Juan Guiadó, estafaron a militares desertores, y personajes fuera de la ley colocados en la inflada lista de supuestos militares levantados contra el Gobierno Bolivariano, de igual forma fueron los principales artífices del deterioro de la “ayuda humanitaria”, fueron los que robaron el dinero destinándolo en hospedajes, comidas, bebidas, drogas y demás gastos contrarios a los fines de la recaudación.

Y, todo esto de entero conocimiento de Juan Guiadó y su red de servidores cabecillas del denominado grupo terrorista venezolano Voluntad Popular. Quienes a vista del mundo entero delinquieron, usando la necesidad del pueblo con nefastos fines personales y de saqueo y despojo de Venezuela.

El vicepresidente de Comunicación, Cultura y Turismo de Venezuela, Jorge Rodríguez, el equipo de información y análisis televisivo Zurda Konducta y la Hojilla con Mario Silva, denunciaron estos hechos delictivos mucho antes de la información develada por Panam Post.

El Gobierno Bolivariano y el servicio de inteligencia venezolana hicieron de conocimiento público el entramado delictivo el 23 de marzo de 2019 y la podredumbre que se esconde bajo la confiscación de Citgo (PDVESA), la empresa de fertilizantes Monómeros (Pequiven) y el pago de la deuda de PDVESA asumido el 2016 de un gobierno, que según Guaidó, era usupardor.

Es esta historia de estafas, saqueos, conspiraciones, falsos positivos la cual pinta de cuerpo entero la narrativa conspiratoria e inhumana de los EEUU y secuaces. Esta red del crimen internacionalmente organizado y constituido con la finalidad de derrocar gobiernos democráticos contrarios a los planes hegemónicos de Washington y aliados, cae una vez más no por “debilidades morales” de personajes como Guaidó, López y demás criminales.

Toda esta cadena de inhumanidades forma parte de la naturaleza ideológica, la matriz anti patria, anti vida, del programa hegemónico continental conocido como la Doctrina Monroe a la cual se sumaron, sin descaro, el Grupo de Lima, la OEA, como toda la red periodística complicemente desinformativa anti-bolivariana.

A estas alturas del escándalo conspiratorio del Gobierno Bolivariano de Venezuela, existen elementos suficientes para que organizaciones internacionales tomen cartas en el asunto y sean, los responsables, llevados a tribunales de justicia internacional donde reciban el justo pago a sus fechorías terroríficas. Washington lideró un programa desestabilizador contra el Gobierno Bolivariano por censura de dictadura y corrupción y vean cuáles son sus principales aliados.

¿Cómo venden al mundo entero programas guerreristas de “operaciones de libertades” contando como principales operadores con delincuentes de la talla de Juan Guaidó, Leopoldo López y demás políticos, y operadores, conspiradores residentes en Venezuela y fuera de ella?

¿Cómo explican querer derrumbar supuestas dictaduras (Venezuela, Cuba, Nicaragua, etc.) promoviendo “ayudas humanitarias” utilizando el dinero recaudado para “ayuda humanitaria” en drogas, alcohol, prostitución y lujos de toda índole? ¿Será que lo único que le interesa al hegemón es el petróleo, y demás riquezas naturales de los pueblos, sin importarle la estructura moral y ética de sus colaboradores?

¿No caracteriza la misma naturaleza corrupta al fundador del Grupo Lima como Pedro Pablo Kuczynski y defensores de la democracia, amigos de Washington, Alan García, Alberto Fujimori y familia, etc.?

La ironía de la historia, en este caso, reside en que los abanderados de la defensa de la libertad y democracia viven en carne propia todos sus dramas convertidos en films hollywoodenses Conspiraciones, apocalipsis, armagedones, etc. En el caso del hegemón pareciera que su dramática realidad autodestructiva nace de su propia ficción superpoderosa.

No se pierdan el próximo irónico capítulo donde verán a Supermán y su “Operación libertad” realmente debilitado y fulminado por una Kryptonita verde llamada Revolución Bolivariana, Martiana.

La doctrina Monroe y las guerras regionales de Bolton

La Doctrina Monroe fue preparada en 1823 por el entonces secretario de Estado norteamericano, John Quincy Adams, dirigida a las potencias imperiales europeas. Expresaba en forma explícita que cualquier intervención de ellas en el hemisferio occidental sería considerada una ofensa a la integridad y soberanía de EEUU.

En otras palabras, y para ser más claro, EEUU se reservaba lo que después se llamaría América Latina como territorio propio. Todos los gobiernos norteamericanos en el siglo XX aclaraban que el contenido de esa llamada Doctrina no tiene vigencia y es cosa del pasado. Hasta ahora.

Los gobiernos panameños quizás han sido los más afectados por las pretensiones territoriales norteamericanas. El siglo XX fue una lucha permanente por ejercer la soberanía sobre la totalidad de su territorio, a pesar del poderío norteamericano que ocupaba una franja de 1,000 kilómetros cuadrados que atravesaba el istmo de Panamá.

La Doctrina Monroe fue complementada por el corolario de Teodoro Roosevelt que se sintetiza en su famoso grito: “Me tomé Panamá, mientras el Congreso de EEUU dormía”. El presidente electo, Laurentino Cortizo, tiene que tener estos antecedentes históricos muy presentes cuando asume el poder en unos 10 días.

El asesor del presidente Donald Trump en asuntos de seguridad nacional acaba de decir que “hoy proclamamos con orgullo para que todos lo oigan: la doctrina Monroe está viva y bien”. Es otro momento, distinto a 1823, cuando Washington miraba hacia Europa. Bolton tiene su mirada sobre China, nueva potencia emergente asiática, que tiene una presencia económica creciente en América latina y, en particular, Panamá.

Los políticos norteamericanos siempre han considerado, y así lo afirman, que el continente es su “patio trasero”. Hace poco el vicepresidente de EEUU, Mike Pence, dijo que su país no puede intervenir en cualquier país del mundo, con la excepción de América Latina.

A principios del siglo XIX la política oficial de EEUU consistía en conservar el status quo en cuanto a sus relaciones con la América española. Cuando los generales venezolanos Francisco Miranda y Simón Bolívar, en diferentes momentos, le solicitaron a Washington apoyo para las luchas revolucionarias por la independencia de la región, EEUU se declaró neutral.

A pesar de ello le vendía armas a la corona española para suprimir los levantamientos desde México hasta Argentina, pasando por la Gran Colombia. La Doctrina Monroe se dio a conocer en 1823, cuatro años después del Congreso de Angostura y dos años después de la independencia de Panamá y un año antes que la batalla de Ayacucho sellara el triunfo de las armas independentistas y tres antes del Congreso Anfictiónico convocado por Bolívar en la ciudad de Panamá.

El plan de EEUU, anunciado por el presidente Jefferson a principios del siglo XIX, era esperar que cada colonia española cayera como fruta madura para que Washington la cosechara sin disparar un tiro y sin derramamiento de sangre.

Fue su estrategia al comprarle a Francia el territorio de Louisiana en 1803, que conforma la enorme cuenca del río Misisipi. Así se esperaba que el resto de la región quedara bajo control de EEUU. El plan no se desarrolló como se esperaba. A partir de fines del siglo XIX, EEUU encontró la fórmula para apropiarse de las riquezas naturales de la región sin necesidad de anexar los territorios latinoamericanos (con la excepción de Puerto Rico).

Pero está obligada a intervenir militarmente en forma permanente para someter los pueblos y para dar apoyo a los grupos que están a su servicio. En la actualidad, el presidente Trump no descarta una invasión a Venezuela, país que no se somete a sus dictados.

Igualmente, durante 60 años mantiene un bloqueo asfixiante contra Cuba, amenaza a Nicaragua, así como a Bolivia y arremete contra México. En el pasado ha tenido problemas similares con los demás países latinoamericanos que ha logrado “disciplinar” de una u otra manera.

En el caso de Panamá, EEUU está interesada en conservar su dominio sobre la ruta de tránsito que une los océanos Pacífico y Atlántico. Todo el comercio marítimo de EEUU de un océano al otro pasa por el Canal de Panamá.

Es una plaza geopolítica de mucha importancia y no quiere que Panamá, ni movimientos regionales y, mucho menos, factores extrarregionales desestabilicen la correlación de fuerzas. No es casual que Bolton busque refugio en la Doctrina Monroe para hacer la guerra en lo que EEUU considera su “patio trasero”.

El “Centro de Operaciones” del terrorismo golpista

Dick y Miriam Emanuelsson

El barrio Carlos Marx está ubicado 700 metros de la UPOLI, la Universidad Politécnica de Nicaragua. La Upoli fue el Centro de Operaciones Golpistas desde el 19 de abril. En su alrededor fue prácticamente imposible transitar por la cantidad de barricadas levantadas y por el hecho que la Policía estaca acuartelada.

Ya pasando el 14 de junio y el Paro Nacional llegó “el 15 de junio, fecha en que se concluye el plazo dado al Diálogo Nacional por la Comisión Mediadora y finalizar las expectativas de esta vía”, según el Plan Golpista, es decir romper el diálogo e irse a “la Ofensiva Final” para tumbar al gobierno de Daniel Ortega.

Este es el ambiente de guerra y de terror que se vivía en esos días en Managua, cuando el reloj llegó a las 05.30 de la madrugada el 16 de junio. Francisco Javier Pavón escuchó el primer golpe al portón cuando se estaba bañando para comenzar el trabajo de colchones en la planta baja. Los golpes sacudían la casa y se escuchaba explosiones y comenzó a subir el humo y el calor que a final terminó con seis seres humanos.

Cómo la quema de Radio Ya y Radio Nicaragua

Hablamos con Luis Alberto Pérez Olivas, Comisionado General de la Policía Nacional de Investigación Judicial y encargado del caso de la Casa quemada del barrio Carlos Marx.

“Ese día nosotros, de acuerdo a lo que la gente nos comenta y la entrevista que logramos recoger en este expediente, dice e indica al paquetazo de varios miles de folios de la pre investigación, que se presentó un grupo de aproximadamente unos 300 elementos de diferentes lugares. Llegaron golpeando, tratando de abrir ese portón, que era de metal. Pero ante la imposibilidad de subirlo totalmente lanzaron dos bombas molotov, que es una bomba que lleva pólvora pero también tiene la mezcla de gasolina, lo que inicia el incendio con facilidad”.

– ¿Como hicieron con la quema total de “Tu Nueva Radio Ya” y Radio Nicaragua, es combinación de gasolina y pólvora?

“Exactamente”, responde el Comisionado.

Uno de los autores identificado

Francisco Javier Pavón que había escuchado el primer golpe al portón cuando estaba bañando, agrega al juzgado el 22 de diciembre de 2018:

“En eso, nosotros miramos hacia abajo en la esquina derecha de la casa. Había dos sujetos encapuchados. Entre ellos había uno, un ‘flacón’ que se llama `Milka´ [Amílcar Antonio Cortez Báez, alias el Condoro]. Yo lo conozco porque es del barrio, un flacón alto, encorvado. Nosotros pedíamos ayuda, que nos ayudaran. Pero ellos no decían nada”.

Es decir, solo con esa declaración se desenmascara el cruel fake new opositor, en el sentido que los autores del provocado incendio y matanza a la familia Pavón, fuera la Policía Nacional.

El supuesto motivo sería el deseo de la policía de colocar francotiradores en la terraza de la casa de tres pisos. Pero era una “Misión Imposible” por el hecho de los 30 tranques que rodeaban la casa.

No solo el barrio Carlos Marx era controlado por los `tranqueros´ sino también los barrios desde el Carlos Marx hasta la Universidad Politécnica de Nicaragua, Upoli, confirman los sobrevivientes y unos otros 18 testigos en la investigación judicial.

Es más, el “tranquero” RÓGER OCTAVIO MONTENEGRO DOÑA dio su testimonio a la investigación policial. Él participó en la toma opositora de la UPOLI. Era el encargado de recibir y distribuir alimentación a los tranqueros.

Ahí conoció a Amílcar Cortez Báez y otros elementos que solamente conoce con los alias de “Chibolón”, “Firulais” y “Cara de Gato”. Refiere que todos ellos participaron en el incendio de la casa de tres pisos en el Barrio Carlos Marx. Por eso tomaron la decisión de no dejarlos entrar (los autores de la quema de la casa) a la UPOLI para no cargar también con esa acusación.

 

Un mapa que ilustra como era imposible para la Policía Nacional llegar a la casa de la familia Pavón, en el barrio Carlos Marx, por los al menos cuatro tranques en la carretera principal donde se ubicaba la casa. A 700 metros del barrio se encuentra la UPOLI, donde el control opositor era total desde el 19 de abril. De ahí salieron pandilleros para robar, matar y secuestrar a sandinistas.

Donald Trump: La conspiración de los pícaros

Raúl Antonio Capote | Granma

El pasado 18 de junio, el presidente de EE. UU., Donald Trump, en Orlando, Florida, lanzó la campaña para su reelección en los comicios presidenciales de 2020. Al estilo de los mejores trúhanes de la historia prometió que si es elegido curará muchas enfermedades, entre ellas el cáncer y el sida durante su segundo mandato, y enviará astronautas estadounidenses a Marte.

No pocos recordaron, al escuchar el discurso, a aquellos pícaros vendedores de milagros que recorrían el Lejano Oeste en el siglo XIX vendiendo portentosos ungüentos que lo curaban todo, desde la calvicie hasta la eyaculación precoz y prometían, a la manera de los alquimistas, convertir las piedras del desierto en oro.

“Vamos a continuar haciendo de EE. UU. un país grande de nuevo, y luego mantendremos grande a EE. UU., mejor que nunca antes”, declaró Trump en el mitin. “Es por eso por lo que esta noche estoy delante de ustedes, para lanzar oficialmente mi campaña para un segundo mandato como presidente de EEUU”, anunció. “Les prometo que nunca los decepcionaré”.

No aportó nada nuevo: descalificó a todo el que no piensa como él y no está de su lado, llamó a Joe Biden “perezoso Joe”, a Bernie Sanders lo tildó de loco, despreció varias veces a Hilary Clinton. No mostró, al parecer, ningún interés en aumentar sus bases de apoyo, pues el discurso se mantuvo dentro de las líneas habituales, dirigido a sus seguidores, los mismos que le llevaron a la presidencia.

Dicen que el emperador romano Cayo Julio César Augusto Germánico, más conocido por Calígula, dijo en una oportunidad: “Recuerda que todo me está permitido, y con todas las personas”, su homólogo imperialista no se queda atrás, su política antiemigrante, donde “nada inhumano le es ajeno”, la exaltación y manipulación del nacionalismo, el racismo, las falsas promesas, los ataques continuos a la prensa que se atreve a criticar en lo más mínimo su actuación, marcaron su gobierno y traza la proyección del discurso en Orlando hacia el futuro.

El Presidente de EE.UU. el pasado domingo, atacó en Twitter a The New York Times y al The Washington Post, a los que llamó deshonestos y engañosos.

“Ambos son una vergüenza para nuestro país, los enemigos del pueblo”, manifestó en un tuit.

ME PEDIRÁN QUE ME QUEDE MÁS TIEMPO
Donald Trump insinuó que su popularidad no solo será suficiente para ganar las elecciones de 2020, sino también para que el pueblo estadounidense le pida que se quede en la Casa Blanca, más allá de 2024.

Franklin Delano Roosevelt fue el único presidente estadounidense que completó más de dos mandatos, pero la 22.ª Enmienda a la Constitución, aprobada después de su muerte, establece que “ninguna persona será elegida para el cargo de Presidente más de dos veces”.

Contrario a las aspiraciones del actual inquilino de la Casa Blanca, una encuesta realizada entre el 9 y el 12 de junio y publicada por Fox News, revela que el actual Presidente de EE. UU., quedaría por detrás de cinco candidatos demócratas en los comicios presidenciales de 2020.

SIMILITUDES HISTÓRICAS

La exsecretaria de Estado y exembajadora de Estados Unidos ante Naciones Unidas, Madeleine Albright dice en su libro titulado Fascism: A Warning: «El dictador italiano prometió drenar el pantano despidiendo a funcionarios del gobierno y en sus mítines, Mussolini se regodeaba insultando a los periodistas presentes, para que sus partidarios les hostigaran».

El drenado de Donald Trump pasa ya de los 30 funcionarios, entre ellos, una de las primeras en caer fue la fiscal general interina Sally Yates, le siguieron el general Michael Flynn, exconsejero en temas de seguridad; Jim Mattis, secretario de Defensa; Rod Rosenstein, el número dos del Departamento de Justicia; Nikki Haley, embajadora de EE. UU. ante las Naciones Unidas, y un largo etcétera.

Adolfo Hitler llegó al poder porque las grandes élites conservadoras pensaron que lo podrían manipular para su beneficio. ¿Ocurre igual en el caso del actual mandatario estadounidense?

El gran actor juega su rol en el gran show, y tras bambalinas, los pícaros “dueños del mundo”, sentados sobre montañas de ambición, tejen y destejen a su antojo los hilos del destino de la humanidad. La estupidez sobrevive, triunfante y gloriosa, como dice Schiller, “aun los dioses luchan en vano contra ella”.

La estocada final a Juan Guaidó

El plan parecía limpio y rápido de ejecutarse en el papel, sobre todo con el avance del bloqueo vía sanciones de la Casa Blanca, una suerte de preámbulo turbulento en el sector económico-social de Venezuela que daba pie a un nuevo escenario de desestabilización para provocar, al fin, un cambio de régimen.

La agenda de John Bolton se impuso, sobre todo en las formas, con la amenaza militar y la incorporación de las compañías energéticas estadounidenses en los negocios venezolanos como cartas primarias. Esto se conseguiría con la construcción de un «líder local», cercano al aparato del establishment de Washington, dando forma a un «gobierno en la sombra»: por ello la necesidad de poner a Voluntad Popular (VP) de frente en la lucha contra el gobierno de Nicolás Maduro, incluso con su principal líder, preparado en Harvard, encarcelado.

Para infortunio de la Casa Blanca, el «cese de la usurpación» con Juan Guaidó de protagonista expiró en apenas seis meses, con el reportaje de PanAm Post sobre la trama de corrupción como una estocada sensible a la credibilidad política del diputado perteneciente a VP, y que se lleva consigo a Leopoldo López por complicidad.

Washington y Miami inflaron diplomática y mediáticamente a Guaidó y ellos mismos se encargaron, vía Colombia, de desinflarlo. Una trama de intereses en los Estados Unidos decidió que no proseguía, con la agenda electoral sonando tanto en ese país como en Venezuela.

Golpe interno en la oposición

Lo que sería una agenda de golpe trazada entre varios factores antichavistas, terminó siendo cooptada por el equipo de Juan Guaidó, apoyado fuertemente por el gobierno estadounidense, con el desplazamiento de la dirigencia de Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo y Primero Justicia (PJ) de las decisiones a tomar en el terreno.

Con la filtración de PanAm Post no sólo descubrimos lo que sabíamos de facto a través de varias denuncias por medios colombianos y por lógica escuálida, sino que también dio cuenta de la profunda división que existe en la dirigencia antichavista por las agendas personales de sus miembros.

El desplazamiento de PJ y VP de los fondos y recursos de la «ayuda humanitaria» para construir una red propia de malversación a beneficio del círculo íntimo de Guaidó y López sólo puede significar un golpe interno a la oposición.

Toda la estafa en torno a la cifra de soldados desertores de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y los medios de manutención tenía la intención de crear un fondo propio a través de los recursos provenientes de Caracas, en donde también se presentó la actitud derrochadora de Rossana Barrera y Kevin Rojas. La «defensa a ultranza» de Guaidó y López a sus «emisarios» sólo puede inferir que ellos también se lucraban de la situación, que la corrupción dada no era un caso aislado.

Tal comportamiento no es una sorpresa para los avisados de quiénes son realmente los dirigentes del antichavismo local e internacional. No en balde, como parte del plan también estaba el secuestro y la repartición de Citgo, filial de PDVSA en los Estados Unidos. Las pruebas son claras en ese sentido.

Sin embargo, tal desplazamiento a beneficio de un pequeño grupo de la oposición es sólo una ventana más de cómo se han repartido los recursos estadounidenses y engañado entre ellos en las últimas dos décadas.

Pompeo y los 40 «presidentes»

Pero no nos engañemos: lo que avalaron Guaidó y López desde sus influyentes posiciones lo hicieron con anterioridad los demás dirigentes que hoy piden un lugar como protagonistas.

Ahí están María Corina Machado y Antonio Ledezma, que son contrarios a los diálogos en Noruega y, por ende, de cualquier construcción política para dirimir las actuales tensiones a lo interno de Venezuela.

Esa situación se refleja en los 40 aspirantes a presidente que refirió el secretario de Estado Mike Pompeo, hablando de la imposibilidad de unirse en un plan sólido para vencer al chavismo.

Cada paso que da la oposición en los últimos tiempos no hace sino desarticularla y fortalecer la posición de Nicolás Maduro. El desinfle de Guaidó también tiene que ver con ese golpe que recibió en simultáneo de todos aquellos que no quieren volver a la rueda política, con decisiones constitucionales de por medio.

Desde este punto de vista, con el paso del tiempo, el antichavismo muestra cada vez más su verdadero rostro. Y con ello, el fracaso como divisa.

Nuevo golpe a la oposición
Avendaño asegura que la inteligencia colombiana le dio la información. De ser cierto, podemos inferir que un sector de ese aparato, tal vez autorizado por el presidente Iván Duque, pretende beneficiar a personalidades más afines con el actual gobierno colombiano.

En ese escenario entra María Corina Machado y la extrema derecha venezolana que impugna a Guaidó por sentarse a negociar con el gobierno y pide la activación de una guerra multidimensional, que de hecho ya está en curso desde hace años.

El desgaste de Guaidó como la figura salvadora del antichavismo ya presenta caducidad en los tiempos presentes. Incluso el mismo Trump, según filtró la muy reaccionaria ABC de España, habría «pasado la página con Venezuela»: el cese de la usurpación más bien se refiere, ahora, al mismo presidente de la Asamblea Nacional, el frontman de turno.

La oleada de filtraciones, de esta manera, sólo confirma que el plan Guaidó está en su fase «autodestructiva», pues quienes lo inflaron son los mismos que en este momento están produciendo su debacle.

¿Qué queda para alguien que pretendía granjearse una buena cantidad de dinero del Fondo Monetario Internacional y el apoyo de la FANB en una situación como ésta? Parece que es el cierre de telón para un personaje «desdichado», como lo describe Daniel McAdams, el director ejecutivo de la Fundación Ron Paul.

El desplazamiento ahora es de un orden mucho mayor, en el que sale Guaidó con su improvisada agenda, y de la que el gobierno colombiano recela según lo expuesto por Avendaño. El golpe a Guaidó fue orquestado en Bogotá. Y más cerca de las simpatías del uribismo, por afinidad ideológica y enfoque mafioso, está la Machado.

Fuente: Misión Verdad

Vientos a favor de Lula tras escándalo de Moro

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva está convencido hoy de que los vientos comenzaron a girar a su favor, ante las irrefutables pruebas reveladas por el sitio The Intercept sobre la conducta y parcialidad del exjuez Sérgio Moro.

Así lo afirmaron la presidenta del Partido de los Trabajadores (PT), Gleisi Hoffman, y el líder del Movimiento de los Trabajadores Sin Techo (MTST), Guillermo Boulos, quienes visitaron a Lula en la sede de la Policía Federal (PF) de Curitiba, capital del sureño estado de Paraná, donde el exdirigente obrero permanece preso político desde hace 438 días.

Después de la visita, ambos conversaron con la militancia de Vigilia Lula Libre, que resiste en un lugar cercano a la PF desde que entró a prisión el exmandatario.

“La verdad está saliendo a la luz”, dijo Hoffmann al portal Brasil de Fato.

Señaló que las pruebas de parcialidad de Moro, publicadas por The Intercept, deben ser tenidas en cuenta en el juicio del habeas corpus de Lula marcado para el 25 de junio en el Supremo Tribunal Federal.

Remarcó que ‘Lula tiene que ser liberado y el proceso tiene que ser anulado’.

La dirigente del PT se mostró confiada con los posibles desdoblamientos de las filtraciones de diálogos entre Moro y otros miembros de la fuerza de tarea de la operación anticorrupción Lava Jato.

Sobre la comparecencia del exmagistrado en el Senado para explicar sobre el contenido de los comprometedores mensajes divulgados, la diputada federal manifestó que Moro “no tiene moral para hablar contra las fugas que ocurrieron, no son fugas, es la exposición de la verdad”.

Por su parte, Boulos, quien visitó a Lula por segunda vez desde su arresto, dijo que durante su conversación con el exsindicalista abordaron el momento de movilizaciones populares contra la reforma de la Seguridad Social de Jair Bolsonaro y los recortes en la educación anunciados por el Gobierno.-

Coincidimos, detalló, que “cada vez más personas están dispuestas a escuchar y movilizarse percibiendo que la apuesta en Bolsonaro fue una que no atiende los intereses de la mayoría”.

Así como Hoffmann, calificó de contundentes los mensajes revelados por The Intercept sobre la conducta “políticamente dirigida” de Moro, en colusión con Deltan Dallagnol, del Ministerio Público Federal.

El excandidato presidencial del Partido Socialismo y Libertad (PSOL) en la última elección aseguró que “Lula comparte un diagnóstico con nosotros de que los vientos comenzaron a girar”.

Comentó que Bolsonaro tenía un escenario que construyó desde el proceso electoral, muy marcado por el miedo y el odio, y las personas estaban intimidadas. Asumió con un discurso autoritario contra movimientos sociales. “El juego comenzó a girar”, subrayó Boulos.

La ficticia “ofensiva final” de unos golpistas fracasados

Dick y Miriam Emanuelsson

Hay que tomar en cuenta el panorama político el 14 y el 16 de junio de 2018. Era lo que los analistas del conflicto del año pasado consideran como “el auge del intento de cambio de régimen”.

La oposición sí estaba cada día más segura que el gobierno sandinista, si no entregaba el poder a un gobierno de transición de diferentes modalidades, pues sería derrocado por la presión.

El gobierno cumplió con su compromiso en el diálogo que había comenzado el 26 de abril de 2018 con la batuta de la Conferencia Episcopal, un hecho que el gobierno sin duda arrepintió por ser una cúpula católica que prácticamente tomó el liderazgo del intento de derrocar al gobierno sandinista.

Uno de los compromisos del presidente Ortega fue encuartelar la Policía en su guarniciones o estaciones que rápidamente fueron rodeadas por nuevos tranques que en su totalidad llegaron a ser aproximadamente 200 en todo el país, un país casi paralizado durante tres meses, causando, no solo fue para Nicaragua un daño que lo regresó al 2004, si no daños para el resto de la región centroamericana.

“La ofensiva final”

El 1 de junio de 2018, es decir, 16 días antes de la quema de la casa en el barrio Carlos Marx, en vista de que la oposición de la derecha empresarial proyankee olía victoria, fue publicado un manifiesto en las redes sociales con el sello del MRS, los traidores ex sandinistas, que prácticamente era la Plataforma para la Toma del Poder Político en Nicaragua:

“Llamamiento al pueblo de Nicaragua a preparar la ofensiva final contra el Orteguismo”

“Estamos claros que no hay otra solución que la renuncia de Ortega y su aparato de gobierno. ¡No podemos seguir esperando más! A esta situación debemos ponerle punto final, la cual sólo puede ser posible a través de la acción organizada del pueblo de Nicaragua en lucha por el derrocamiento y el desmantelamiento de los aparatos de poder de la dictadura orteguista”, enfatizó el manifiesto.

En su Manifiesto de insurrección, los conspiradores pusieron varias fechas para el inicio de la OFENSIVA FINAL contra el gobierno de Ortega:

“La siguiente fase arranca a más tardar el 15 de JUNIO, fecha en que se concluye el plazo dado al Diálogo Nacional por la Comisión Mediadora y finalizar las expectativas de esta vía, pasando a la profundización del Paro Nacional Activo y Combativo con la auto-organización de los sectores populares, principalmente en Managua, lo que será el mantenimiento de posiciones”, escribieron los autores que firmaron la convocatoria en nombre de “Comités de Resistencia Ciudadana”.

Las tareas que proponen los mencionados comités están acorde con el Manual de golpes de estado de Gene Sharp en cinco etapas. Se trataba de:

• “Paralización general del transporte a través de tranques generalizados en todo el país y barricadas en cada barrio”.
• “Tomas de rotondas, centros de reunión comunitaria, parques y universidades hasta que se alcance el derrocamiento de la dictadura orteguista”.
• “Implementación de la defensa de cada punto de lucha a través de las brigadas de autodefensa popular”, es decir, una oposición paramilitar armada para hacer fragmentar a la policía y al ejército del país, pero también a los militantes experimentados del Sandinismo, odiados y temidos por la oposición porque son los cuadros sandinistas más convencidos, que luchan con la consigna ¡“Patria Libre o Morir”.

El llamamiento contrarrevolucionario también allana el camino para crear una “Junta Patriótica de Gobierno Provisional”, expresó la “invocatoria de Insurrección”.

“Ofensiva final” el 27 de junio

De acuerdo a los golpistas, paso a paso, la lucha contra el gobierno se intensificaría:

“La fase final, si no se ha alcanzado antes, concluye con la marcha nacional desde todos los puntos del país hacia El Carmen (la sede del Frente Sandinista y del presidente Daniel Ortega) y la instauración definitiva de la Junta Patriótica de Gobierno Provisional. La fecha prevista será para el 27 de junio, en vez de repliegue táctico (como en junio de 1979 hacia Masaya) será la Ofensiva Final contra la Dictadura orteguista”.

CONCLUSIÓN: El mes de junio fue quizás el más duro para el gobierno sandinista y el cronograma y el orden de las tareas opositoras, fecha por fecha, indicaba que se escalaba el conflicto en vez de llegar a un acuerdo en el Diálogo.

El 14 de junio se cumplió un paro armado que tuvo efectos en el comercio y de bancos. El movimiento popular y sindical lo rechazó. En el municipio de Masatepe, 5,000 obreras y obreros en las maquilas corrieron a los 40 terroristas armados que querían obligar a los trabajadores y las gerencias a parar la producción.

Para la familia Pavón en el barrio Carlos Marx, fue un día duro, y según los sobrevivientes, Óscar Manuel Pavón, la cabeza de la familia fue amenazado por los tranqueros por no querer cooperar con dinero y cerrar su negocio de colchones que tenía en la planta baja, y les decía a los tranqueros “que no es la forma de hacer las cosas”.

Ese es el trasfondo de la sentencia de muerte publicado en Facebook en contra él y su familia.